Peeling facial para mejorar el cutis

El Instituto de Medicina Estética de Maribel Yébenes ofrece los mejores tratamientos de peeling facial con el que conseguirá un mejor aspecto de su piel y el rejuvenecimiento de su rostro.

¿Qué es el peeling?

Peeling es una palabra cuyo significado es literalmente exfoliación o descamación. Para realizar el peeling facial se utilizan sustancias químicas directamente sobre la piel para conseguir eliminar zonas dañadas e imperfecciones cutáneas y conseguir un color uniforme en la piel.

Dependiendo de los resultados que se estén buscando, del tipo de piel del paciente, del estado en el que se encuentre la piel antes de tratarla se debe de utilizar un tipo de peeling u otro.

Contacta con nosotras, estaremos encantadas de atenderte


Tratamiento peeling

Con el peeling facial químico se consigue mejorar el aspecto del cutis mediante la aplicación de un agente químico que elimina las capas de la epidermis y partes variables de la dermis que son reemplazadas por otras nuevas de mejores cualidades con menos manchas, arrugas y mejor textura. El resultado es un rejuvenecimiento facial, corporal de la piel y la desaparición de las lesiones existentes.

Al menos tres días antes de someterse al tratamiento de peeling es recomendable utilizar cremas con contenido de ácido retinoico.

Antes de acometer el tratamiento se debe realizar una limpieza profunda de la piel que se va a tratar. Después, y siempre dependiendo del tipo de piel del paciente, se le aplica el ácido. Se deja que actúe durante el tiempo preciso (seguramente note un cierto picor y enrojecimiento de la zona) y después se neutraliza el ácido. Esa sensación de picor ira disminuyendo y al mismo tiempo se le aplica una mascarilla hidratante.

Recomendamos un diagnóstico previo personalizado para obtener los mejores resultados dependiendo de la necesidad de la piel de cada paciente. Los diferentes peelings difieren en ese componente ácido químico utilizado.


Tipos de peeling


El Instituto de Medicina Estética de Maribel Yébenes te ofrece cuatro tipos de peelings faciales

PEELING FACIAL: MANDÉLICO


Se extrae de las almendras y también es indicado para las pieles sensibles, ya que apenas es irritante. Es el principio exfoliante ideal para pieles que combinan sensibilidad o signos de envejecimiento con zonas grasas. Entre sus propiedades está la eliminación de grasa e impurezas, mejora del acné, renovación y rejuvenecimiento facial, y la reparación de la piel tras la exposición al sol.


PEELING FACIAL: GLICÓLICO


El ácido glicólico es uno de los exfoliantes más conocidos desde hace unos años en el terreno de la cosmética. Este ácido proviene principalmente de caña de azúcar y de frutas como la uva o vegetales como la remolacha. Es muy soluble en agua y se encuentran en moléculas muy pequeñas, capaces de penetrar en la piel suavemente pero en profundidad. Efectos antiedad para eliminar arrugas y quitar las manchas de la piel.


PEELING FACIAL: KÓJICO


Con el se consigue un peeling adecuado para las irregularidades pigmentarias, las manchas actínicas y el melasma, de manera que inhibe la formación de melanina. Muy eficaz para quitar manchas de la piel debido al envejecimiento, embarazos, toma de anticonceptivos orales y exposición prolongada al sol.


PEELING FACIAL: SALICÍLICO


Propiedades antibacterianas y antiinflamatorias. Al ser liposoluble, disuelve la grasa de la piel. Este ácido actúa en los depósitos de grasa e impurezas y exfolian los poros y la superficie de la dermis. Gracias a este tipo de peeling se consigue la piel lisa, sin puntos negros ni granos, y además, ayudando a la renovación celular.


PEELING FACIAL: LÁCTICO


Ácido derivado de la leche que también se encuentra en nuestro cuerpo. Está altamente indicado para pieles secas, maduras y sobre todo sensibles por sus propiedades suavizantes y poco agresivas. Hidrata, mejora el tono y textura de la piel, combate los signos del envejecimiento (ya que estimula la producción de colágeno) y mejora el aspecto de la dermis dañada por el sol, unificando el tono y quitando las manchas de la piel. También se puede utilizar como purificante para pieles grasas, pero para éstas es más efectivo el ácido salicílico.

Con la aplicación del correcto peeling podemos lograr:

  • Efecto lifting inmediato 1-2 días después del procedimiento
  • Reducción del número, tamaño y profundidad de las arrugas
  • Piel más fina y tersa
  • Mayor luminosidad
  • Aclaración de manchas y tono más homogéneo
  • Reducción de marcas de acné y/o cicatrices

Peeling facial: precios

Creamos un tratamiento personalizado acorde a las necesidades de cada una de vosotras. Por eso te animamos a realizar una primera consulta gratuita, donde te informaremos de todos los detalles.